Autor
  • Sandro Chavez(1), José Nieto(2) y Harol Alagón(3)
    (1)Jefe del SERNANP
    (2)Jefe del Parque Nacional del Manu
    (3)Especialista de Turismo, Parque Nacional del Manu

 

 

 
Herramientas

TURISMO SOSTENIBLE EN EL PARQUE NACIONAL DEL MANU

INTRODUCCION

Probablemente mencionar al Manu, ubicado en los departamentos de Cusco y Madre de Dios – Perú, es hablar sobre el Parque Nacional  con mayor diversidad biológica y riqueza cultural en el mundo. Fue establecido en 1973 por recomendación del científico inglés Ian Greenwood, quién en un inicio estuvo viajando por varios lugares del Perú para  encontrar un lugar apropiado para establecer un área protegida. Sin embargo, tras muchos recorridos, conoció al botánico peruano Celestino Kalinowsky quién le comentó sobre un extraordinario pero inaccesible lugar conocido como el Manu. De esta manera ambos emprendieron este viaje que los llevó a  la conclusión de promover la conservación de esta magnífica zona (Isenrich y Degregori, 2003).

El Parque Nacional del Manu fue establecido como Area Natural Protegida con la finalidad de proteger un espacio que contiene muestras representativas de ecosistemas de los Andes, ceja de selva y selva baja (SERNANP, 2011).

El Parque se inicia en las montañas de la cordillera de Paucartambo y termina en la llanura amazónica, comprendiendo diversas zonas de vida y albergando una diversidad biológica y cultural reconocida mundialmente, esta última representada por las poblaciones indígenas que lo han habitado desde tiempos inmemoriales.

Figura 1. Ambiente del Parque Nacional Manu
Figura 1. Ambiente del Parque Nacional Manu
 

En 1977 la UNESCO reconoce al Parque Nacional así como a los territorios que colindaban con el Parque, como Reserva de Biosfera y lo integra a la Red Internacional de Reservas de Biosfera. Se consolida así el proceso de conservación, el desarrollo y apoyo logístico al área protegida, y por lo tanto se incrementó el interés en su preservación. En 1987, luego de 10 años de su reconocimiento como Reserva de Biosfera, por su valor universal excepcional, el Parque Nacional del Manu se  incorporó a la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO como patrimonio natural de la humanidad.

Desde su creación, el Parque Nacional del Manu ha tenido un estado especial dentro de la conservación de la naturaleza de Perú. Ha servido como modelo de gestión para las áreas protegidas que vinieron luego, especialmente las amazónicas y de yungas, y se ha convertido en una de las áreas mejor protegidas del país. No obstante, eso no implica un final de su ciclo, por el contrario se continua planificando su manejo de forma participativa, para asegurar su conservación futura.

El uso público en el Parque, en especial el turismo y la recreación, son una de las principales funciones de inclusión social más importantes que desempeñan en general los espacios naturales protegidos. Uno de los argumentos que justifican su existencia, y el esfuerzo que hace la sociedad para mantenerlos, se refiere al rol social, que debe proyectar el Parque hacia la comunidad local, nacional e internacional, y al fomento, mediante planes de manejo, del uso de los recursos naturales y de la diversidad biológica en beneficio de la recreación y el turismo, la investigación y educación ambiental.

MEJORANDO LA VISIÓN DEL MANU

La gestión del Parque inicialmente tuvo un enfoque conservacionistas, y de trabajar sólo dentro de su territorio. Con el correr del tiempo, evidenció lo que venía pasando en su entorno, especialmente en el desarrollo de las poblaciones locales. Desde mediados de los años 90 se ha dado mayor énfasis en el desarrollo sostenible, especialmente de las poblaciones de la zona de amortiguamiento, a través de diversos proyectos en coordinación con instituciones públicas y privadas. Esto ha permitido que la nueva visión incluya el componente del desarrollo sostenible de los pobladores locales, ya que el aumento de su calidad de vida, es de vital importancia para conservar el Parque. El aprovechamiento sostenible de los recursos naturales de la zona de amortiguamiento, es un modelo de inclusión de la población local dentro de los beneficios obtenidos de la conservación. Constituye la principal estrategia que debe aplicarse para lograr la conservación de la zona núcleo y de la zona de amortiguamiento. En ese sentido una de las actividades que se debe impulsar mucho más, es el turismo sostenible.

EVOLUCIÓN DEL TURISMO

El turismo en el Perú, y en especial en regiones de selva, se inicia por los años 50 cuando safaris organizados viajaban a Iquitos en busca de vida salvaje, cazando y depredando todo tipo de vida animal a su alcance. Esta situación llegó a tal punto que en unos pocos años ya no se podía ver animales a 50 km2 alrededor de la cuidad[1].

En el caso del Manu, fueron los investigadores quienes empezaron a ingresar a la estación Biológica de Cocha Cashu (establecida en 1969) (Isenrich y Degregori, 2003), viajando en carro, a pie y bote hasta su destino. Luego se empezó a llevar grupos de turistas deseosos de conocer lugares poco conocidos aunque esto implicaba cierto nivel de riesgo y aventura. La demanda fue creciendo cada vez más y exigió la habilitación de espacios para la construcción de campamentos y albergues, para de esta manera brindar mejores servicios a los turistas.

Los empresarios privados, en coordinación con las autoridades de gobierno de este entonces, decidieron establecer estrategias para manejar el turismo y reducir los impactos que se pudieran ocasionar. Sin embargo, no duró mucho tiempo, pues la falta de comunicación y coordinación hizo que se generen desacuerdos y malos entendidos que duraron varios años.

Por otro lado, la demanda turística continuaba en incremento al igual que el de la zona de amortiguamiento del Parque, empezando a crecer de forma exponencial a tal punto que en la actualidad su número de visitantes anual promedio es mucho mayor al del Parque. En general todos se benefician del nombre ya posicionado para el turismo del “Manu”. 

ATRACTIVOS TURÍSTICOS DEL PARQUE NACIONAL DEL MANU

Los atractivos turísticos se encuentran en la zona de uso turístico y recreativo del Parque. Actualmente se cuenta con dos sectores, los cuales se ubican tanto en la parte andina del Parque como en la amazónica.

Figura 2. Jaguar (Panthera onca)
Figura 2. Jaguar (Panthera onca)
 

Parte amazónica

Se ubica en la cuenca baja del rio Manu y se caracterizan por tener ecosistemas singulares como son las Cochas (cuerpos de agua) donde abunda la flora y fauna de gran importancia. Entre ellos figuran el lobo de río (Pteronura brasiliensis), el caimán negro (Melanosuchus niger) y otros. Los bosques maduros, con árboles de más de 50 metros de altura, constituyen el hábitat de animales como: el Jaguar (Panthera onca), Tapir (Tapirus terrestris), el Guacamayo escarlata (Ara ararauna), Mono araña peruano (Atheles chemek) entre otros. También están las collpas, que son paredes de arcilla concentrados de sales y minerales, donde acuden numerosas especies de fauna, y resulta fácil observarlas. La presencia de grandes aguajales también posibilita la concentración de fauna muy típica, como los guacamayos.

Las cinco áreas turísticas que se encuentran en esta zona son:

 

  • Sector Limonal – Romero, compuesto por el Puesto de Control y Vigilancia Limonal (zona de registro de visitantes) y Centro de Interpretación. También posee un sistema de trochas y torre de observación de uso compartido. Asimismo el albergue Refugio Romero con un sistema de trochas y cocha de uso exclusivo.

  • Sector Juárez, comprende al albergue Manu Lodge, un sistema de trochas y una de las cochas más grandes habilitadas para turismo.

  • Sector Cocha Salvador, es probablemente el cuerpo de agua más grande del Parque, cuenta con un sistema de trochas, dos espigones y un catamarán usado para navegar (de uso compartido). Cerca a esto se han establecido campamentos con facilidades y comodidades para brindar un adecuado servicio. También está el albergue Casa Matsiguenka (1998), que es administrado por las comunidades matsiguenkas de Tayakome y Yomibato[2].

  • Sector Cocha Otorongo, tiene una torre de observación con más de 10 m. de altura, un sistema de trochas de uso compartido, y un campamento para acoger visitantes.

  • Sector Pakitza, es el menos visitado por grupos de turismo. Sin embargo presenta un sistema de trochas y una colpa de mamíferos en actividad continua (de uso compartido)[3].

Parte alto andina.

Se ubica el Sector Acjanacu – Tres Cruces, donde la Municipalidad Provincial de Paucartambo, en coordinación con el Parque, ha implementado la ruta andina en el sector “Acjanaco – Tres Cruces”. La accesibilidad es por vía terrestre mediante la carretera Cusco – Salvación, donde a los 100 kilómetros existe un desvío de trocha carrozable de 15 kilómetros. El tiempo de viaje desde la ciudad del Cusco hasta este sector es de cinco horas. Esta zona tiene una notable demanda en los meses de mayo, junio y julio, debido a la singular “salida del sol” (solo comparado con la puesta del sol en Japón), cuando éste emerge y sus primeros rayos iluminan toda la capa de nubes que cubren los bosques de ceja de selva.

Los días de mayor concurrencia son entre el 14 al 16 de julio, fechas en la que se festeja la “Virgen del Carmen” en Paucartambo y los visitantes locales, nacionales y extranjeros van a observar la “Salida del Sol en Tres Cruces”. Hace no más de cuatro años la municipalidad de Paucartambo y de Challabamba vienen organizando todos los 21 de junio de cada año la fiesta tradicional denominada “Inti Paqareq”, con presentaciones de danza, música y pago a la tierra.

Así mismo se tiene diversas trochas como son:

 

  • La trocha entre el Puesto de Vigilancia Acjanacu, la cocha Yanacocha y el obelisco de Erickson.

  • La trocha Erickson, que es un sendero natural de 6 650 km aproximadamente. Se inicia en el puesto de control Acjanacu y finaliza en el sector denominado Pillahuata. Esta trocha se encuentra en su mayoría en la zona de uso turístico del Parque. Es un sendero que pasa por pajonal y bosque de montaña, y luego recorre dos zonas de vida (Paramo pluvial – Subalpino, Bosque muy húmedo – Montano sub tropical).

  • La trocha Unión, que tiene 13 kilómetros aproximadamente, desde el mirador de Tres Cruces hasta la quebrada Unión, finalizando a la altura del kilómetro 150 de la carretera Paucartambo – Pillcopata. Va desde el ecosistema de puna hasta el bosque de neblina, atravesando por la propiedad privada Manu Cloud Forest.[4]

Los Petroglifos de Pusharo.

Están considerados dentro de la zona histórico cultural del Parque Nacional del Manu. Esta zona está situada en la sub-cuenca del río Palotoa, con valores históricos y arqueológicos, en los que sobresalen los petroglifos como su principal expresión, por ser herencia cultural amazónica sobresaliente, de notoria antigüedad y alrededor de los cuales gira la cosmovisión de los indígenas matsiguenkas de la comunidad nativa de Palotoa Teparo. Es así que el entonces Instituto Nacional de Cultura (Ministerio de Cultura en la actualidad) declaró a esta zona como Patrimonio Cultural de la Nación, mediante Resolución Directoral Nacional N° 015/INC. No existen al momento estudios científicos definitivos que logren definir o interpretar el significado de los petroglifos, sin embargo destacan algunas figuras "comprensibles" para nosotros en la actualidad, como el sol radiante, la huella de un felino y las figuras en espiral. La comunidad nativa de Palotoa Teparo, cuyo territorio se ubica en el área contigua al Parque, ha aprovechado su ubicación estratégica favorable para el desarrollo del turismo. Así, desde el año 2004 viene implementando y desarrollando la actividad turística con acompañamiento de una organización no gubernamental.[5]

SITUACIÓN ACTUAL

El turismo por su naturaleza es una actividad dinámica. Puede generar movimientos económicos expectantes, beneficios a los pobladores locales, pero a su vez degradar ambientes e impactar negativamente a las comunidades. También es vulnerable porque cualquier fenómeno natural o antropológico negativo influye directa o indirectamente disminuyendo su actividad y causando malestar entre los involucrados.

La información que se presenta en las Figuras 1 y 2 muestra la cantidad de visitantes que recibió en los últimos ocho años la zona de Acjanacu y cinco años la cuenca del río Manu perteneciente a las zonas alto andino y amazónico del Parque respectivamente.

Figura 1. Visitantes hacia el ámbito Acjanacu. Fuente: Libro registro de visitantes, Puesto de Vigilancia Acjanaco – Parque Nacional del Manu
Figura 1. Visitantes hacia el ámbito Acjanacu. Fuente: Libro registro de visitantes, Puesto de Vigilancia Acjanaco – Parque Nacional del Manu
 
Figura 2. Evolución de la Demanda Turística en la Zona de Uso Turístico y Recreativo - Cuenca del río Manu. Fuente: Libro registro de visitantes, Puesto de Vigilancia Limonal – Parque Nacional del Manu
Figura 2. Evolución de la Demanda Turística en la Zona de Uso Turístico y Recreativo - Cuenca del río Manu. Fuente: Libro registro de visitantes, Puesto de Vigilancia Limonal – Parque Nacional del Manu

Corredor Turístico Matsiguenka

El 21 de junio del 2010 se realizó el lanzamiento de este corredor con el propósito de promocionar e impulsar el involucramiento de las comunidades nativas amazónicas ubicadas en la zona de amortiguamiento del Parque e incluye también a la Casa Matshiguenka (zona de uso turístico recreativo del Parque). Las comunidades involucradas son: Santa Rosa de Huacaria, Palotoa Teparo, Shipetiari, Isla de los Valles y Tayakome-Yomibato (Casa Matsiguenka).

Zona de amortiguamiento del Parque Nacional del Manu

En la zona de amortiguamiento del Parque, particularmente desde el kilómetro 126 de la carretera de penetración a la zona del valle del Kcosñipata y la cuenca del río Alto Madre de Dios, el turismo se viene desarrollando con mayor dinamismo. Se ha incrementado el número de establecimientos de hospedaje (lodges), operadoras locales de turismo, empresas de transporte pluvial y terrestre e implementándose más servicios y facilidades que los visitantes requieren.

Asimismo, con el apoyo de organizaciones no gubernamentales, se están desarrollando proyectos de desarrollo rural y manejo de recursos naturales. Entre las actividades principales resaltan la agroforestería, la conservación de bosques, la educación ambiental, la producción de fruta local, entre otras.

NUEVAS TENDENCIAS DEL TURISMO Y VISIÓN PARA LOS SIGUIENTES AÑOS

En los últimos diez años las tendencias del turismo han ido cambiando. El interés de los turistas ha evolucionado a tal sentido que muchos desean conocer solo insectos, flora o fauna, es decir se ha creado un turismo de interés específico. Para esto se requiere de guías especializados, lugares poco impactados e infraestructura que complemente la experiencia del visitante.

Asimismo, se habla de turismo sostenible, ecoturismo y/o turismo verde, como nuevas tendencias a nivel mundial. El perfil de estos turistas es distinto, pues la conservación y respeto al ambiente son sus principios y como tal en todas las acciones que realizan tratan de impactar lo menor posible al ambiente.

El Plan Maestro del Parque Nacional del Manu, recientemente actualizado, contiene estos conceptos y comparte la visión de sostenibilidad. A su vez, las acciones programas están dirigidas a desarrollar e involucrar a toda la población en el turismo de forma sostenible.

CONCLUSIONES Y DESAFIOS

El Parque Nacional del Manu es una de las áreas más biodiversas del planeta, albergando en su interior una rica diversidad cultural, hecho que ha sido reconocido mundialmente y que ha contribuido a una mayor diversidad biológica y cultural del mundo, pues los records e investigaciones así lo sustentan.

A lo largo de 38 años de gestión del Parque Nacional del Manu, existen esfuerzos particularmente destacables en promover la planificación con gestión participativa en el tema turístico. En la actualidad el Parque cuenta con un plan maestro actualizado, un plan de uso turístico y dos planes de sitio, tanto para la cuenca baja del rio Manu y la parte alto andina, lugares destinados a la actividad turística. Ello permite a la fecha desarrollar un turismo sostenible de bajo impacto, diversificado, ordenado y no masificado. Con los recursos económicos recaudados, es  posible financiar parte de la gestión del área protegida, y así también beneficiar a la población local.

El desarrollo del turismo en las áreas protegidas debe cumplir con pautas de manejo que permitan disminuir los impactos negativos y así potenciar sus efectos positivos a largo plazo. Esto ha sido entendido por los diferentes gestores que ha tenido el Parque. Es así que, a pesar de la disminución del turismo al interior del Parque en estos últimos años (por la crisis internacional y limitadas formas de acceso), actualmente se viene trabajando de manera coordinada con los diferentes sectores competentes. Tal es caso de los trabajos con MINCETUR, Dircetur Cusco y Madre de Dios, organismos no gubernamentales y operadores turísticos. Con ello se pretende mejorar la situación, incluyendo en todas las consideraciones el aspecto ambiental y social, con decisiones que se toman de manera conjunta y participativa.

Es de resaltar que con la creación del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (SERNANP), el Parque Nacional del Manu ha sido fortalecido de manera sostenida y sustancial, tanto con recursos financieros como humanos. El presupuesto del año 2007 fue de 165 mil USD aproximadamente, incrementándose en el 2011 a más de 400 mil USD. El número de guardaparques, aún insuficiente, se incrementó en 20%. Además, el destino de la recaudación turística se ha regulado de acuerdo a la DS N° 018-2009- MINAM, que permite entre otros temas, el retorno de los ingresos generados por el Parque para que sean reinvertidos en la supervisión, promoción y mantenimiento de  infraestructura de la actividad turísticas.

Fotografías: Heinz Plenge, Rob Williams y Larissa Silva.

BIBLIOGRAFIA CITADA

Isenrich, LL. y Degregori, N. 2003. El Manu a través de la Historia. Lima, Perú. 134 p.

Acciones de desarrollo rural y conservación de la biodiversidad en la Reserva de Biosfera del Manu 2011, exposición oral en el Encuentro de Reservas de Biosfera de la Amazonia. Bolivia.

SERNANP. 2002. Plan de Uso Turístico del Parque Nacional del Manu, con alcance a la Reserva de Biosfera del Manu.

SERNANP.2005. Plan de Sitio el Sector Turístico del Rio Manu. Parque Nacional del Manu.

SERNANP. 2010. Plan de Sitio del área Turística y Recreativa del sector altoandino. Parque Nacional del Manu.

SERNANP. 2011. Plan Maestro del Parque Nacional del Manu. 

Universidad Nacional Agraria la Molina 2002. Situación del Ecoturismo en el Perú. Lima, Perú.

NOTAS

[1] Universidad Nacional Agraria la Molina, Situación del Ecoturismo en el Perú. Lima - Perú 2002 

[2] Tayacome y Yomibato son comunidades nativas que viven al interior del Parque Nacional del Manu, sus habitantes pertenecen al grupo étnico Matshiguenka

[3] Plan de Sitio el Sector Turístico del Rio Manu – Parque Nacional del Manu

[4] Plan de Sitio del área Turística y Recreativa del sector altoandino – Parque Nacional del Manu

[5] Plan Maestro Parque Nacional del Manu